BLOG FARMACÉUTICO SOBRE SALUD NUTRICIÓN Y BELLEZA

Síndrome clase turista

Qué es realmente el Síndrome de la Clase Turista

Ponle nota al artículo

Esta patología denominada técnicamente como trombosis venosa, se asocia a vuelos prolongados y por eso se le da comúnmente está denominación.

Se caracteriza por la presencia de trombos o coágulos en las venas de las extremidades inferiores independientemente de que el viaje sea en clase turista o en business. Además puede aparecer cuando el trayecto se realiza en otro medio de transporte, ya que no está demostrado que, factores propios de los vuelos, como la falta de oxígeno o la baja presurizacion influyan en la patología.

Factores de riesgo

El estar parado en la misma posición durante mas de 5 o 6 horas y la falta de hidratación son factores que favorecen la aparición de la trombosis venosa pero no son los únicos.

De hecho, los factores más importantes son:

  • Las varices.
  • Tomar algunos medicamentos como los anticonceptivos orales.
  • Haber sido sometido recientemente a alguna operación, sobre todos los implantes de prótesis de cadera y rodilla.
  • Padecer ciertas enfermedades inflamatorias como el lupus.
  • Sufrir algún tipo de cáncer.
  • Situaciones especiales como el embarazo, la obesidad, la edad avanzada y el hábito tabáquico.

Signos y síntomas de la trombosis venosa

En esta patología una actuación rápida es fundamental para evitar un problema mayor como la embolia pulmonar, es decir, cuando el coágulo llega al pulmón.

Hay que tener en cuenta que los síntomas pueden aparecer hasta 2 meses después de haber realizado el viaje, aunque también es verdad que cada día millones de personas utilizan el avión, con desplazamientos de más de 4 horas y muy pocos son los diagnosticados con este síndrome.

Los síntomas no siempre aparecen pero los más habituales son la hinchazón o edema de la pierna, sobre todo por debajo de la rodilla, el calor local, el enrojecimiento y dolor de la zona…

Si esto ocurriese tras haber realizado un viaje de las características ya mencionadas, se recomienda acudir al médico que, si diagnóstica esta patología, pautará un tratamiento basado en anticoagulantes.

Si se produce la embolia pulmonar el paciente debe ser ingresado inmediatamente en el hospital.

Consejos de prevención

  • Estirar las piernas paseando por el pasillo del avión o del tren siempre que sea posible. Si viajas en coche parar cada 2 o 3 horas.
  • Realizar movimientos circulares de los tobillos in situ para favorecer la circulación.
  • Utilizar ropa holgada y evitar los pantalones ajustados ya que comprimen las venas.
  • Evitar cruzar las piernas.
  • Beber mucho líquido, evitando el alcohol.
  • Utilizar medias de compresión elásticas.
  • Si se ha sufrido esta patología con anterioridad, o el médico lo considera oportuno, se puede realizar la prevención mediante la administración de heparina.
Comparte este artículo
Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email

Ola de calor y medicamentos

Ponle nota al artículo Las altas temperaturas que se alcanzan en verano pueden afectar a determinados pacientes que siguen tratamientos farmacológicos complejos, sobre todo si

Leer más